2/9/12

Javier Fonseca García-Donas

Hoy os presentamos al autor Javier Fonseca García-Donas, madrileño que desde pequeño le encanto recitar cuentos y poesías a cambio de golosinas. Lo conocemos un poco más:
http://monifate.blogspot.com.es


1.- Nos puedes hablar un poco de tus títulos publicados.
De momento he publicado seis casos de la colección Clara Secret con Macmillan. Son historias de misterio, humor, aventuras... en las que Clara, una niña de casi nueve años y Uan, su socio, un perro londinense que, claro, habla en inglés, intentan resolver diferentes misterios que ocurren en su casa, barrio, en el colegio... y a veces sólo en su imaginación.


En la misma editorial se ha publicado recientemente El Mago Bruno, con ilustraciones de Rocío Martínez. Una historia para primeros lectores en la que su protagonista trabaja duro para ser Animago (convertir los objetos en animales) y sus padres intentan que no transforme la casa en un zoológico.


También he publicado este año con Algar una novela para lectores a partir de 8 años llamada Tras los pasos de un zapato en la que el despistado bibliotecario don Cruz y Cleo, su ratón de biblioteca, se enfrentan al misterio de la desaparición de un zapato, a una galería de extraños y sospechoso personajes que pasan por la biblioteca y a las locas teoría detectivescas de Cleo, que se cree el mismísimo sobrino del gran Ratón Holmes.


Y, por último, está ¡Ole Sardina!, en Sieteleguas, con ilustraciones de Issa Gallego y música de José Miguel Garzón. Es un álbum ilustrado con CD en el que se cuenta y canta la historia de Teo Sardina, un gato flamenco que vive en los callejones del barrio del Quejío. Para esta historia hemos contado con la colaboración de Estrella Morente, que canta por boca de uno de los personajes de la historia una versión gatuna de “La Tarara”.


2. Nos podrías adelantar un poco que trabajos tiene en proyecto.
Ahora mismo estoy enfrascado en una nueva aventura de Clara Secret. Y estoy preparando un par de historias con abuelos que espero que estén terminadas para finales de año. Además, tengo muchas ganas de dedicarle tiempo a un proyecto juvenil que me apetece mucho. Y junto a Laura Chicote (ilustración) y A´Ballare Folk (Música) tengo mucha ilusión puesta en un poemario/cancionero infantil que espero podamos rematar este curso.


3. Usted de pequeño recitaba cuentos y poesía a cambio de golosinas. ¿Se ha encontrado usted ha muchos niños para dar golosinas en esta época?
Por suerte tengo bastante contacto con muchos niños y niñas en colegios, librerías, bibliotecas, ferias... La verdad es que es una de las partes más lindas de este trabajo. Me hace mucha ilusión recibir correos de lectores y lectoras, hablar con ellos en los encuentros... aprendo mucho de sus opiniones. Y, a cambio, suelo darles historias y poemas, en lugar de golosinas.


4. El Mago Bruno convierte todo lo que pilla en animales. ¿Qué, quienes y en cual convertiría usted en animales?
Me gustan mucho los animales y siempre he pensado que para tenerlos en casa es necesario disponer de las condiciones y espacio adecuados. Por eso se me ocurrió la idea de convertir objetos en animales como algo más, digamos, “práctico”  en este sentido. Si no se te va de las manos, claro.

Como capricho, me gustaría tener un mini cocodrilo cascanueces, que se alimentara de las cáscaras. Y como algo práctico, el aspirador elefante de Bruno me parece estupendo.

Y personas... creo que no transformaría a ninguna. Ser animal es algo muy serio.


5. ¿Esta más cerca de crear su huerto o de aprender a tocar la armónica?
Ja, ja, ja... Por suerte, tengo familia con huerto. Además, en el barrio acabamos de crear un huerto urbano. Sobre la armónica, he avanzado muy poco más allá del ¡Oh Susana! Pero no me rindo. Quizá en una próxima vida...

6. Nos recomienda un libro de Literatura Infantil o Juvenil y por qué.
De literatura juvenil Para mayores de 14 años, La evolución de Calpurnia Tate, de Jacqueline Kelly. Fue una gran sorpresa cuando me la descubrió una librera amiga, Lara, la Maga Colibrí, de Gijón.


A partir de los 12, Toby Lolness, de Timothee de Fombelle. Es una historia sobre una civilización de seres diminutos que viven en un árbol. Habla de ciencia, de amor, de superación, solidaridad, medioambiente, respeto... a través de emocionantes aventuras. Y tiene una segunda parte: Los ojos de Elisha.


¡Ah! Y a mis hijas (+8) les encanta la colección de Las aventuras de Alfred y Ágatha, de Ana Campoy. Son historias de detectives muy divertidas y bien ambientadas, que parten del encuentro de Ágatha Christie y Alfred Hitchcock siendo niños.


7. ¿Qué le preguntaría a sus autor/a favorito/a?
Creo que organizaría una tertulia con ellos. Una charla informal sin guión, ni reloj ni teléfonos móviles.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario