25/4/11

Morris, se me cayó una pluma

Morris, se me cayó una pluma
Gabriela Keselman
SM (El Barco de Vapor. Serie Morris)
5.90 €
Tercera entrega de la serie en la que Morris es un castor… que espera ser despertado en medio de un ronquido por alguien que necesita ayuda, que en esta ocasión es la pájara Picota.
Picota tiene un problema enorme, se le perdió una pluma de su cabeza y sin ella ya no es la misma, ni recibirá monedas de chocolate, así que Morris se puso su antifaz de buscar cosas perdidas, después de acordar con Picota que deberá darle monedas de chocolate.
Y vuelta a empezar con su tarea de búsqueda: coloca carteles pidiendo a quien encuentre la pluma que la devuelva, y cada uno de sus amigos le lleva una cosa: una flor de diente de león, una pluma del sombreo de la tía Castaña, otra de plástico, un plumero, una hoja de lechuga, y una pluma estilográfica, pero ninguna es la pluma buscada.

Morris tuvo pensamientos redondos, a lunares, en forma de sandía, pero no encontraba la solución, a pesar de que le llovieron plumas de una almohada, y después de andar tras las pistas, la encontró; por fin la pájara Picota recibiría las monedas y Morris tomaría su parte de choclote.
De nuevo Morris se convirtió en el héroe más héroe de las plumas perdidas y de las plumas encontradas. Al final del libro nos ofrece la receta para no perder las cosas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario